Home > Televisión > Crítica de Pequeños gigantes de Telecinco
Pequeños gigantes en Telecinco

Crítica de Pequeños gigantes de Telecinco

<
Crítica de Pequeños gigantes en Telecinco
Crítica de Pequeños gigantes en Telecinco

Crítica de Pequeños gigantes de Telecinco

Comencemos la crítica de Pequeños gigantes de Telecinco diciendo que el programa en líneas generales me ha parecido correcto. Objetando siempre la hora en que empiezan y acaban este tipo de programas (que se extendió más allá de la una de la madrugada), lo demás parecía que tenía cierto sentido de show, espectáculo y frescura en el formato, pero no todo era así. Pero los fallos del programa se acumularon, o nunca se intentaron corregir y ya empezaron confundiendo desde las propias normas del programa.

Incluso yo que estoy bastante en contra de la utilización de niños para el espectáculo, sea televisivo, de moda o en anuncios, en algún momento simpaticé con el producto en el casting o en el montaje de La Voz Kids cuando vi algún programa al azar, pero Pequeños Gigantes no me transmite eso, aunque aquí quizás el acierto sea un jurado con buena voluntad y algo fresco y unos padrinos poco pretenciosos y bastante desconocidos que pueden aportar esa frescura tan necesaria en estos formatos. Incluso huyo de los niños que parecen adultos de sesenta años como pasa en Menuda noche de Canal Sur Andalucía.

Aunque Pequeños gigantes tiene una realización y una estética que bebe demasiado de La Voz Kids, no ofreciendo mucha duda entre ambos formatos, comenzando por el mismo presentador, Jesús Vázquez, todoterreno que te presenta una gala de fin de año, un debate político o el enésimo programa musical. Ya no es solamente eso, también el cante eclipsó a las demás disciplinas como el baile y solamente en algún momento como el chico que contaba chistes, daban un poco de aire fresco a este tipo de formatos. Por lo que entendía, iba a ser más un ¡Tú sí que vales! que en una La Voz Kids 2.0.

De hecho, no somos los únicos que pensamos que el parecido entre Pequeños gigantes y La Voz Kids sea demasiado, ya en Vertele se hacían eco del mismo planteamiento, comentando que “uno de los argumentos de los defensores del “¡plagio!” residía en los planos, a público y concursantes, de la primera gala de Pequeños Gigantes: “¡Son clavados a los Kids!”. Bien, tiene una explicación. El realizador que está detrás de esa labor es el mismo en La Voz Kids y Pequeños Gigantes. También la directora del talent infantil figura en la subdirección de PG. En definitiva parte de la plantilla que deslumbró con La Voz Kids ha puesto su granito de arena en el éxito de pequeños gigantes. De ahí su parecido“.

About Santi de la Flor

Marketing, turismo y comunicación. En el audiovisual, lo mismo veo la ciencia ficción más indie que el drama más comercial, todo sea por descubrir nuevas historias que nos muestren mundos en los que no entraríamos de otra forma.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.