Home > Series > Series USA > Lucifer (FOX): crítica

Lucifer (FOX): crítica

<

A principios de 2016, llegaba a FOX la serie Lucifer, una ficción que llamaba a ser una alternativa dentro de las pocas ficciones de éxito de la cadena norteamericana, pero poco o nada ha sido la ayuda que se esperaba, ya que las audiencias no han acompañado a Tom Ellis y es casi seguro que la serie se quedará en una única temporada de 13 episodios.

Así, Lucifer nos cuenta el viaje del ‘Señor del infierno’ a la ciudad tras abandonar el infierno por aburrimiento. Su destino es Los Angeles, una ciudad llena de excesos y crímenes a los que hacer la justicia que en el inframundo no se puede hacer. Tras un asesinato premeditado de una cantante cercana, el más malvado de los ángeles se verá colaborando con la policía en la investigación de diversos crímenes, mientras recibe constantes ultimatums por parte de Amenadiel, un ángel guardián de Dios que le acusa de romper el balance del bien y del mal en la Tierra.

A Lucifer, que muestra en ciertos momentos la duda sobre si su trabajo en el infierno tenía algún sentido a la hora de castigar a los malo, nos enseña que en la Tierra se puede acabar con la maldad y los criminales antes, encerrándolos en la cárcel y no dejando crímenes sin resolver. Es ese planteamiento dicotómico del bien y del mal el más importante de la ficción en el actual panorama seriéfilo, pero es su escasa profundidad e implicación emocional, lo que hace que se quede en mera anécdota, sin tener ningún valor añadir.

Así, esa posibilidad de plantear que el mismísimo diablo tenga una cierta moral tras de sí, abría un universo interesantísimo a nivel narrativa, pero como en la mayoría de las ocasiones, los guionistas se quedan a medio camino y se conforman con un policíaco al estilo ‘Castle‘, fácil de digerir.

Muchos críticos la llamaron la ‘Meet Joe Black’ hecha serie y no les falta razón, pero con la particularidad que en una tienes al resolutivo Brad Pitt que te puede salvar cualquier guion y en otra tienes a un Tom Ellis que no destaca en demasía en las artes escénicas.

Es por eso, y por muchísimos otros motivos, por los que Lucifer no merece la pena. Es una ficción poco entretenida y funciona en piloto automático, y con más de 500 producciones al año nuevas produciéndose, seguramente alguna mejor encontraremos. Al fin y al cabo, tampoco esperaba encontrar algo complejo de Joe Henderson.

Tráiler de Lucifer

Crítica de Lucifer

Pasable - 5

5

Lucifer es en 2016 lo que fue Constantine en 2015, una ficción hecha para aquellos que busquen el entretenimiento sin pretensión.

User Rating: Be the first one !

About Santi de la Flor

Marketing, turismo y comunicación. En el audiovisual, lo mismo veo la ciencia ficción más indie que el drama más comercial, todo sea por descubrir nuevas historias que nos muestren mundos en los que no entraríamos de otra forma.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.