Home > Series > Series USA > Arrow 3×23 My Name is Oliver Queen

Arrow 3×23 My Name is Oliver Queen

<

Arrow 3x23 My Name is Oliver Queen

Arrow 3×23 My Name is Oliver Queen

Arrow ha terminado ya su tercera temporada y lo ha hecho resolviendo prácticamente todos los frentes abiertos que teníamos hasta ahora, dando pie a una especie de reinvención de cara a su próximo año que permita recuperar la esencia básica de la serie después de una tercera temporada que ha estado por debajo del nivel de las anteriores.

Ra’s al Ghul se dispone a soltar el mortal virus alfa-omega sobre Starling City, pero Oliver rápidamente muestra sus intenciones, demostrando que ha estado mintiendo hasta ahora e intentando derribar el avión que transporta el virus, aunque eso supusiera su propia muerte junto a la de Ra’s. Por desgracia, Ra’s salta del avión con un paracaídas y el virus, y Oliver consigue aterrizarlo como puede. En Nanda Parbat, todos despiertan y Malcolm les confiesa que antes de que Oliver les tirara el virus en la celda, él llevaba un parche en su mano con el antídoto que les fue pasando a todos y cada uno de ellos para protegerles. Así, todos consiguen salir de la celda cuando The Flash vuelve a aparecer para echarles una mano, y luego se dirigen todos a Starling City.

Arrow 3x23 My Name is Oliver Queen

En la ciudad, el equipo se encuentra con Oliver, y a pesar de que siguen enfadados con él prefieren ayudarle para detener una catástrofe. Ra’s ha colocado el virus en 4 sitios diferentes de la ciudad, por lo que cada uno se encarga de cubrir uno de los lugares que potencialmente podrían ser usados para extender el virus. Dig, Malcolm, Laurel y Nyssa se reparten a lo largo de la ciudad para buscar a quien lleva el virus, mientras Felicity y Ray intentan encontrar la manera de usar sus nanobots para anular el efecto del virus, y Oliver se dirige a la presa de la ciudad para enfrentarse a Ra’s de nuevo.

Dig se encuentra con uno de los secuaces de Ra’s, pero lo que no sabe es que el virus ya está en su sangre, y al herirle y entrar en contacto su sangre con el aire, el virus empieza a extenderse en esa zona. El resto de secuaces de Ra’s son neutralizados a tiempo mientras Ray encuentra la manera de esparcir el antídoto mediante sus nanobots. Oliver, por su parte, está en peligro mientras se enfrenta a Ra’s, ya que aunque le gane, la policía le tiene a tiro y le disparará en cuanto tenga una opción. El capitán Lance sabe que si hay una mínima posibilidad de que la ciudad esté en peligro, Oliver es el único capaz de arreglarlo, por lo que avisa a Felicity del peligro que corre.

Arrow 3x23 My Name is Oliver Queen

Oliver batalla con Ra’s, y cuando parece que está a punto de perder de nuevo, gira la situación y atraviesa a Ra’s con su espada, consiguiendo así su anillo de Ra’s al Ghul y dando por terminada esta guerra absurda. Oliver termina recibiendo un disparo y cae por la presa, pero ATOM, esta vez con Felicity dentro del traje por la urgencia de Ray trabajando con la cura del virus, le rescata. De esta forma, damos por terminada la trama de la Liga de Asesinos, aunque se deja una puerta abierta con un antiguo némesis de Ra’s, que era la verdadera excusa de la cabeza del demonio para destruir Starling City. Quizás sea él el próximo villano ahora que ha aparecido.

Felicity y Oliver se perdonan, se declaran su amor y se van a vivir un tiempo tranquilos dando vueltas por el mundo. Thea, que ha reaparecido como Arsenal/Speedy, ha abrazado su nueva condición de justiciera y Dig, Laurel y Nyssa pretenden continuar con sus vidas. En cambio, Ray inventa un dispositivo para hacer que su traje se empequeñezca (algo que vimos ya en el trailer de DC Legends of Tomorrow), pero algo sale mal y la parte de arriba del edificio explota con él dentro. A todo esto, Oliver le ha dado el anillo de Ra’s a Malcolm Merlyn, que por fin ha conseguido su principal objetivo, convirtiéndose en el líder de la Liga de Asesinos por mucho que le pese a Nyssa, que promete vengarse tarde o temprano de la muerte de Sara.

Arrow 3x23 My Name is Oliver Queen

La tercera temporada de Arrow empezó bien, al nivel de las anteriores, pero con la aparición de Ra’s como gran villano empezó a dar tumbos. Las motivaciones de Ra’s nunca han estado bien razonadas, y su obsesión por hacer de Oliver su sucesor y arruinarle la vida si no aceptaba ha estado cogida con pinzas. Los traumas personales de los personajes, empezando por el mismo Oliver, han empezado a hacerse repetitivos y ha hecho que por momentos la evolución de los personajes se estancase. Laurel es posiblemente el único personaje que ha mirado hacia adelante, ya que Dig y Felicity se han estacando en sus rencores, Thea ha seguido casi igual hasta su reencuentro con Roy, y Malcolm ha seguido siendo Malcolm.

A pesar de que en sus comienzos no fui muy fan de Ray Palmer, ha conseguido hacerse un hueco entre los personajes, especialmente por aportar ese toque cómico que Felicity ha ido perdiendo progresivamente y que le sienta de maravilla a la serie, como los crossovers con The Flash han demostrado una y otra vez. El final, bastante cerrado, deja la puerta abierta a un cambio. Esos últimos planos de Oliver y Felicity, mucho más coloridos que el resto de la serie, dan pie a que la cuarta temporada suavice esos traumas personales de los personajes y deje entrar al humor y la acción de nuevo. El cambio probablemente le sentará bien a la serie, aunque el futuro villano que aparezca tendrá mucho que decir en ese nuevo rumbo. Hasta octubre no lo sabremos. Lo que sí sabemos es que Arrow ya no puede volver, así que podríamos estar ante el nacimiento del verdadero Green Arrow.

Review Arrow 3x23 My Name is Oliver Queen

7,5 - MUY BUENO

MUY BUENO

Buen final para una temporada con muchos altibajos y que da pie a una renovación de la serie de cara a su cuarta temporada, dando entrada al humor y dejando los traumas personales de los personajes parcialmente solucionados.

User Rating: 4.7 ( 1 votes)

About Eric Mendo

Recientemente licenciado en Comunicación Audiovisual y una de las personas que más series ve de las que conozco, no lo puedo evitar. Mi paraíso sería cobrar por ver series, pero tiempo al tiempo. Me chiflan las ficciones americanas, y cada vez más algunas británicas, pero siento cierta devoción por la fantasía y la ciencia-ficción. Puedo ver auténticos dramas adorados por la crítica como Homeland o The Americans y pasarme justo después a los mayores "guilty-pleasures" de la televisión como Witches of East End o gran parte de la parrilla de TheCW. Títulos como Doctor Who, Pushing Daisies, Fringe o Veronica Mas son los que más huella han dejado en mi.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.